No vivimos con los medios, sino en los medios

Con la reciente pandemia, el crecimiento exponencial del uso de los medios de comunicación es de no creer. Recientemente IPG Mediabrands, red de agencias globales, dio a conocer un estudio sobre su consumo.

Por una parte, los medios tradicionales como TV abierta y radio, se han mantenido relativamente igual, mientras que los buscadores, redes sociales y videos on demand han aumentado su consumo más de 70% a nivel regional. Es evidente que la crisis sanitaria aceleró el cambio en la sociedad, que ya transitaba a lo digital. En pocos meses las actividades online se tomaron el protagonismo en los hábitos personales, sociales y de consumo de las personas a nivel mundial.

New Call-to-action

¿Qué pasa con el marketing jurídico?

30,8 % de las personas piensa en “intensificar las acciones de marketing y/o desarrollar un plan estratégico más intenso”, según un sondeo a socios de firmas legales en Chile, mencionado en este mismo blog. Por lo mismo, aconsejamos aprovechar este periodo para revisar el relato, identidad y narración, que se da a conocer a los stakeholders con el fin de lograr una mayor conexión. Las claves no han cambiado, debemos generar un discurso simple, creíble, coherente, atractivo y fácil de recordar.

Es el momento de preguntarse si, tanto en la sección “Quiénes somos” del sitio web, como en el perfil de LinkedIn, existe coherencia entre lo que se dice y lo que efectivamente se hace. Habrá que evaluar qué nos aporta un sitio estático, o si tenemos que reaccionar con energía para mostrar en nuestro Home las noticias que nos mantienen vigentes y respaldados por el mercado. Es el instante de redefinir qué áreas de especialidad queremos potenciar: por ejemplo si el trabajo de M&A disminuye producto de una recesión, cómo hacer visible el área de reestructuración financiera. 

En resumen, es la época de plantearnos un sinnúmero de preguntas: ¿Somos innovadores como señalamos o cabe la duda?, ¿nos diferencia verdaderamente el Home de nuestro sitio o bien ocurre que las recurrentes fotos del Costanera Center —o de las Torres del Paine— sugieren que nuestros servicios son en realidad un commodity?, ¿es estratégico emplear imágenes representativas de nuestras áreas de práctica que claramente son sacadas de bancos gratuitos?, ¿están nuestros buscadores optimizados?, ¿los editores de rankings internacionales encuentran fácilmente en nuestro sitio la información que redactamos en nuestras postulaciones?

Comunicadores frente a este nuevo desafío

Para nosotros, los comunicadores, es el momento de asesorar a nuestras marcas a crear estrategias de comunicación adaptadas a esta realidad. Y este gran desafío hay que abordarlo sin ideas preconcebidas, experimentando y perdiendo los miedos. Es el minuto del “borrón y cuenta nueva” para  “desaprender”, y preguntarnos cómo responder a los clientes en esta incertidumbre. 

Cabe también recordar la cita que se adjudica a  John F. Kennedy: “En el idioma chino, la palabra ‘crisis’ se compone de dos caracteres, uno representa peligro y la otra, oportunidad”. Al respecto, tenemos el convencimiento de que las marcas e instituciones deben seguir agregando valor desde el contenido, entendiendo que la vida de las personas está cambiando y muy rápidamente.

No olvidemos que estamos en la mira de los medios, y en vitrina frente a las redes sociales. Alinear la comunicación en todos los canales de difusión  y evaluar cómo diferenciarnos es clave. Revisión, descarte, y mucha acción, es lo que requieren estos tiempos intensos.  En buenas cuentas, se trata de aplicar una visión estratégica al negocio jurídico. 

New Call-to-action
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.