Innovación tecnológica: qué es en el sector legal

Las firmas de abogados han operado, en gran medida, de la misma manera durante generaciones, pero el antiguo modelo de estudio está siendo cuestionado. La innovación tecnológica, que es el catalizador de esta transformación, hace posible, al mismo tiempo, la supervivencia de las firmas.

Estos nuevos avances permiten adaptarse a las cambiantes necesidades de los clientes, la demanda de un mejor valor y la competitividad del mercado. El surgimiento de tecnologías como la inteligencia artificial (IA) están impulsando al sector legal en nuevas direcciones a las que hay que empezar a adaptarse para sobrevivir. Son las firmas más abiertas a la innovación las que están mejor preparadas para triunfar en un entorno cada vez más complejo.

¿Qué es la innovación tecnológica?

Si nos fijamos en el significado etimológico del término “innovación”, notamos que deriva de la combinación de las palabras latinas “in” y “novus”, que dan lugar a un significado específico: “mirar las cosas desde una nueva perspectiva”.

Como podemos ver, la tecnología no está intrínsecamente relacionada con el concepto, ya que se utiliza como medio, pero no es la meta.

La innovación, de hecho, va más allá de la tecnología, tanto en la industria legal como en cualquier otro sector. Por ejemplo, conceptos como la colaboración inteligente, tanto con clientes como entre colegas, el equilibrio entre el trabajo y la vida, el diseño de servicios legales, el análisis y las decisiones basadas en datos o la gamificación pueden ser excelentes ejemplos de innovación en el mundo legal.

Para seguir el ritmo del cambio y liderar con éxito la firma de abogados del futuro, nuestro sector necesita ser más innovador. La innovación tecnológica, que es cambio y desafío a la vez, debe verse como una estrategia que beneficia al estudio, sus clientes y la industria legal en su conjunto.

El sector legal es naturalmente reacio al riesgo, lo que dificulta que las firmas de abogados innoven genuinamente por sí mismas. Los modelos de negocio tradicionales, el sistema de formación jurídica y la estructura de asociación pueden actuar en contra de la voluntad de cambio, pero abrazarlo y abordar los desafíos futuros implica no dejarse llevar por la inercia y empezar a pensar y trabajar de manera diferente.

Los que entienden el significado de innovación tecnológica, que es más que una palabra de moda, tienen claro que significa una mayor fluidez en los procesos y estar abierto a colaboraciones, pero también implica mejorar la rentabilidad de las operaciones, la motivación de los abogados y la satisfacción de los clientes.

New Call-to-action

Innovación tecnológica: ejemplos en las firmas de abogados

La velocidad del cambio se está acelerando a medida que las tecnologías nuevas y disruptivas sirven para aumentar la transparencia, reducir el precio y aumentar el valor de los servicios en todo el sector. Para un estudio de abogados, mantener el status quo y continuar operando de la misma manera que lo ha hecho durante los últimos diez años puede parecer la estrategia más sencilla y libre de riesgos.

Sin embargo, debido al ritmo del cambio en el sector legal y la economía en general, es poco probable que esta estrategia tenga éxito. Ante la creciente competencia y las tecnologías nuevas y disruptivas, los servicios legales deben evolucionar tanto a nivel de modelo de negocio, como culturalmente.

El avance que representa la innovación tecnológica, que es un ahorro de tiempo para las firmas, les ayuda a gestionar tareas aburridas y repetitivas. De este modo, los abogados tienen que dedicar menos tiempo a rastrear archivos interminables ya que cuenta con programas informáticos que pueden leer documentos, interpretarlos e identificar resultados relevantes, en cuestión de minutos. Ejemplos de ellos son soluciones como:

  • CaseTracking. Software que se especializa en la automatización del seguimiento de procesos judiciales y en el ahorro de tiempo en la gestión de los abogados.
  •  TimeBillingX. Este software para abogados simplifica la facturación, aumenta eficacia en la gestión y aporta inteligencia a la toma de decisiones estratégicas para la firma y las empresas (incluso en tiempo real).

Si bien esto reemplaza parte del trabajo de un abogado, también hace que el trabajo legal sea más interesante ya que, queda más tiempo para hacer análisis.

El futuro de la innovación en el sector

Dentro de unos años, la tecnología y la ciencia de datos desempeñarán un papel constante en la profesión jurídica. Nadie se preguntará acerca de la innovación tecnológica “¿qué es?”, sino que se hablará de qué formas toma y en qué aplicaciones se traduce.

Veremos nuevas estrategias relacionadas con el desarrollo de proveedores de servicios alternativos, la diversificación de la oferta y una relación diferente entre clientes y firmas, así como entre estas y otros actores del mercado.  

New Call-to-action

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.